16 de mayo de 2010

dices qué me quieres, dices qué te importo, entonces, ¿porqué nunca estás ahí?

No hay comentarios: